Aunque hasta hace poco se negaba la influencia de la alimentación en el acné actualmente muchos estudios clínicos han demostrado que puede prevenirse, mejorar y desaparecer siguiendo algunas pautas dietéticas.

Causado por una alteración de las glándulas sebáceas que obstruyen los poros, el acné no solo es un problema reservado a adolescentes de ambos sexos, sino que afecta cada vez a más mujeres adultas. En los primeros, aparece en las mejillas y la frente, y en las mujeres se localiza sobre todo en el cuello y el mentón. A pesar de que hasta hace poco los dermatólogos negaban que la alimentación tuviera algo que ver en la aparición del acné, lo cierto es que numerosos estudios han corroborado lo que ya muchos conocíamos: que tomar chocolate o charcutería tiene un rol importante, al menos, en su empeoramiento. Otros culpables del acné son el tabaco, el abuso de cosméticos mal adaptados, la contaminación, el estrés, las fluctuaciones hormonales y el consumo de ciertos contraceptivos orales. También la obesidad parece aumentar el riesgo del acné.

Seguir una dieta cetogénica, es decir, rica en alimentos pobres en hidratos de carbono como la carne, el pescado o los huevos, sería la más apropiada en casos de acné, ya que se ha comprobado que los alimentos con un alto índice glucémico lo empeoran, al igual que las grasas animales.

 

Qué necesita una piel con acné

  • Vitamina B2: presente en los cereales integrales, la levadura de cerveza y el pollo, es una de las vitaminas más útiles para el acné. También la B3 (que encuentras en pescados grasos y cereales integrales) y la B9 o ácido fólico (en verduras de hoja verde, remolacha y soja). Todas estas vitaminas fortalecen la circulación y las células de la piel, respectivamente.
  • Vitamina E: un poderoso antioxidante que ayuda a mantener el equilibrio graso de la piel y que se encuentra sobre todo en el aceite de germen de trigo, frutos secos, aguacate, maíz y legumbres.
  • Vitamina A: presente sobre todo en zanahorias, albaricoques, calabaza y huevos, es muy útil en casos de acné porque previene las infecciones cutáneas.
  • Vitamina C: evita la propagación del acné y acelera la cicatrización de las heridas. Ayuda a impedir que se rompan los pequeños capilares de la cara. Sus mejores fuentes son las frutas como kiwi, fresas, cítricos, etc.
  • Cinc: este mineral actúa sobre la bacteria responsable del acné, limita la inflamación y favorece la cicatrización. Son ricos en cinc la levadura de cerveza, el germen de trigo, las semillas de calabaza y girasol y la carne de buey y pato.

 

Depurativos:

Es básico tomar infusiones depurativas que ayuden a “limpiar” la piel desde dentro. Será bueno beber, tres veces al día, una taza de infusión preparada con una mezcla de salvia, cola de caballo, tomillo, manzanilla, ortiga, diente de león, zarzaparrilla, abedul y brusco.

 

Alimentos prohibidos

  • Leche animal y todos los alimentos con alto índice glucémico
  • Chocolate
  • Sal
  • Fritos y comidas con alto porcentaje en grasas animales
  • Embutidos
  • Pescados y carnes grasas
  • Quesos secos
  • Dulces refinados
  • Pastelería industrial
  • Golosinas
  • Refrescos.

Alimentos recomendados

  • Frutas y verduras frescas
  • Cereales integrales
  • Legumbres
  • Carne, pescados blancos, huevos
  • Alimentos con pocas grasas y pocos azúcares
  • Zumos de fruta naturales, agua, caldos vegetales, infusiones

Plantas y suplementos recomendados

  • Levadura de cerveza: 1 cucharada o 3 comprimidos en las 3 comidas del día.
  • Aceite de borraja: 2-4 perlas al día.
  • Betacaroteno en perlas: 1 al día.
  • Quelato de magnesio: 2-4 comprimidos al día, repartidos en desayuno y cena.

 

Por Tareixa Enríquez

http://www.revistadieteticaysalud.com/wordpress/wp-content/uploads/40-41_acne_188-1024x512.pnghttp://www.revistadieteticaysalud.com/wordpress/wp-content/uploads/40-41_acne_188-300x300.pngadminDietasEste númeroPlantasSaludacné,afecciones puntuales,alteraciones cutáneas
Aunque hasta hace poco se negaba la influencia de la alimentación en el acné actualmente muchos estudios clínicos han demostrado que puede prevenirse, mejorar y desaparecer siguiendo algunas pautas dietéticas. Causado por una alteración de las glándulas sebáceas que obstruyen los poros, el acné no solo es un problema reservado...